Sala de prensa

X
10.08.17

Uso adecuado repelente mosquitos

Especialistas de Vithas Xanit explican cómo usar repelentes para mosquitos de forma adecuada

Los mosquitos son, sin duda, los insectos estrella del verano y sus picaduras afectan prácticamente a la totalidad de la población. Estas incómodas picaduras, pueden llegar a provocar reacciones bastante molestas. Para prevenirlas y minimizar sus riesgos son muchas las personas que acuden al uso de repelentes de mosquitos, pero no todo el mundo sabe cómo debemos usar este sistema de prevención. Por eso, especialistas en alergología del Hospital Vithas Xanit Internacional, perteneciente al grupo sanitario Vithas, nos explican qué debemos tener en cuenta a la hora de usar un repelente de mosquitos.
“A la hora de elegir un repelente lo primero que tenemos que tener en cuenta es que estén autorizados por el Ministerio de Sanidad”, explica la Dra. Teresa Posadas, especialista en alergología del Hospital Vithas Xanit Internacional. “Es importante saber que, como norma general, los repelentes basados en aceites esenciales, como por ejemplo aceite de geraniol o citronella, tienen menor efecto que los que contienen DEET, icaridin o derivados de PMD, y que a mayor concentración mayor duración del efecto. No obstante, una concentración superior al 50% de DEET puede producir irritación cutánea”; añade la especialista. “En niños, aunque por encima de los dos meses las sociedades de pediatría permiten el uso de estos productos, se recomienda posponerlo hasta los dos años y usar medidas físicas como mosquiteras y ropa que cubra en este periodo”, matiza.
“Se han puesto muy de moda las pulseras de citronella para disminuir la atracción de los mosquitos, pero debemos saber que éstas poseen una muy baja eficacia y su efecto repelente es prácticamente nulo, siendo preferible el uso de productos de aplicación tópica, que contengan los elementos mencionados anteriormente”, informa la Dra. Posadas.

Sobre los efectos de estos repelentes los especialistas insisten en que son variados y, además, depende de diversos factores. “La duración del efecto varía mucho dependiendo del repelente, de la temperatura ambiente, la sudoración, la exposición al agua o el uso de cremas fotoprotectoras pero, de forma general, algunas recomendaciones a tener en cuenta son: usar los productos durante los períodos en que pican los insectos y repetir la aplicación solamente si así se indica en la etiqueta del producto (cada 4-8 horas según el producto); evitar el contacto con mucosas, párpados o labios. Tampoco se debe aplicar sobre heridas, piel sensible, quemada por el sol o dañadas, ni sobre pliegues (axilas, ingles, etc.). La presentación en spray no debe aplicarse directamente sobre la cara, debemos aplicarlo en las manos y después distribuirlo en el rostro. Si usamos protectores solares, deberemos poner estos en primer lugar y dejar pasar al menos 30 minutos para posteriormente aplicar el repelente. Los repelentes con atomizador es preferible aplicarlos en ambientes abiertos, para evitar la inhalación del producto. Siempre hay que lavarse las manos después de su aplicación y, cuando ya no sea necesaria la protección, hay que lavar las zonas del cuerpo donde se haya aplicado repelente con agua y jabón”, explica la Dra. Teresa Posadas.

Los síntomas derivados de las picaduras de mosquitos también son diversos. “Lo más normal es que, después de una picadura de mosquito, aparezca una roncha de pequeño tamaño que produce picor y enrojecimiento. En ocasiones, y dependiendo de la persona, puede darse una reacción local extensa en forma de placa de varios centímetros, con mayor picor e inflamación llegando a producir, en ocasiones, dolor. Éstas pueden tardar en desaparecer varios días o semanas y, a veces, se pueden acompañar de febrícula o malestar general con aparición de una celulitis”, explica la Dra. Teresa Posadas, especialista en alergología del Hospital Vithas Xanit Internacional. “En niños suele ser frecuente también que se produzca una erupción generalizada (dermatosis), conocida como prúrigo, tras una única picadura, en la que aparecen pequeñas ronchas y vesículas por todo el cuerpo, con picor intenso y que pueden dejar la zona pigmentada durante varias semanas”, añade la especialista.

Después de una picadura, si aparece una reacción local extensa, los especialistas recomiendan aplicar hielo en la zona durante 10-15 minutos para bajar la inflamación y evitar que se expanda el veneno, así como un corticoide tópico en crema. Para el picor, se recomienda tomar un antihistamínico por vía oral, y no hacer uso de antihistamínicos en crema, ya que existe riesgo de sensibilización con la exposición solar. “En ocasiones, y después de previa consulta con el especialista, puede ser necesario tomar antiinflamatorios o corticoides orales, incluso a veces instaurar tratamiento antibiótico, dependiendo de la gravedad de las reacciones”, explica la Dra. Posadas.

“Para evitar las picaduras de mosquitos existen una serie de recomendaciones, además del uso de repelentes: minimizar las zonas del cuerpo expuestas, usando camisas y pantalones largos si vamos al campo o cerca de ríos, humedales y pantanos; evitar colores llamativos; instalar mosquiteras en puertas y ventanas y en caso necesario, usar aire acondicionado, que evita la entrada de mosquitos debido a la disminución de la temperatura” explica la alergóloga.

El compromiso de Vithas: calidad asistencial acreditada, servicio personal y largo plazo

Vithas es el primer operador sanitario de capital 100% español y el segundo a nivel nacional. Cada año atiende a más de 4.500.000 pacientes en sus 19 hospitales y 25 centros especializados denominados Vithas Salud. Los 44 centros se encuentran distribuidos a lo largo de todo el territorio nacional y destacan los hospitales de Alicante, Almería, Benalmádena, Castellón, Granada, Las Palmas de Gran Canaria, Lleida, Madrid, Málaga, Sevilla, Tenerife, Vigo, Valencia y Vitoria-Gasteiz. Los 25 centros Vithas Salud se encuentran en Alicante, Elche, El Ejido, Fuengirola, Granada, La Estrada, Las Palmas de Gran Canaria, Lleida, Madrid, Málaga, Marín, Nerja, Pontevedra, Rincón de la Victoria, Sanxenxo, Sevilla, Torre del Mar, Torremolinos, Vilagarcía, y Vitoria-Gasteiz.
Vithas cuenta adicionalmente con la red de laboratorios Vithas Lab, con más de 300 puntos de extracción repartidos por toda España, y con un acuerdo estratégico en Baleares con la Red Asistencial Juaneda que dispone de 5 hospitales y una amplia red de centros médicos repartidos por toda la región.
La apuesta de Vithas por una asistencia sanitaria de calidad acreditada y un servicio personal va unida al firme apoyo y visión de largo plazo de los accionistas de Vithas: Goodgrower, quien controla un 80% del capital, y grupo ‘la Caixa’, con el 20% restante.

Con un modelo de crecimiento que se basa en la diversificación geográfica y la sostenibilidad, Vithas prevé seguir consolidando su presencia nacional tanto con la apertura de nuevos centros como mediante adquisiciones.

www.vithas.es

Sobre Hospital Vithas Xanit Internacional

Hospital Vithas Xanit Internacional cuenta con un equipo humano formado por más de 780 profesionales y dispone de 13.000 m2 distribuidos en cinco plantas con 106 habitaciones individuales. Además, dispone de un centro de especialidades médicas en Málaga, Vithas Xanit Limonar, que ofrece a los pacientes las técnicas y protocolos más innovadores en Radioterapia y en oncología médica y que cuenta también con consultas externas con especialidades relacionadas con la oncología. Vithas Xanit también tiene un Centro de especialidades médicas, Xanit Fuengirola, que acerca su equipo médico a esta localidad para seguir ofreciendo sus cuidados con la misma calidad.

http://www.vithas.es/Benalmadena

 

Añadir a TwitterAñadir a FacebookAñadir a Google Bookmarks