Este sitio web utiliza cookies para asegurarse de obtener la mejor experiencia.
Si desea más información consulte nuestra política de cookies

13.04.18

La prevalencia del Párkinson aumentará en los próximos años debido al envejecimiento progresivo de la población

Hoy se celebra el Día Mundial del Párkinson


Se trata de la segunda enfermedad neurodegenerativa más frecuente detrás de la Enfermedad de Alzheimer, afectando aproximadamente al 1% de la población española mayor de 60 años

Aunque los tratamientos actuales no consiguen detener la enfermedad, sí que disminuyen los síntomas mejorando notablemente la calidad de vida de los enfermos
 
Aunque afecta a más de diez millones de personas en el mundo, la Enfermedad de Párkinson no cuenta en la actualidad con una cura definitiva pero sí recoge un buen número de avances e investigaciones enfocados a paliar o mejorar las condiciones de vida de sus afectados. Actualmente, la causa de la Enfermedad de Parkinson es desconocida, y se cree que concurren factores ambientales en personas que genéticamente están predispuestas a padecer la enfermedad. Existen formas familiares, pero sólo afectan al 10% aproximadamente de las personas con Enfermedad de Parkinson, de hecho, se han identificado varios genes implicados de carácter familiar.

Para arrojar más luz sobre este tema el doctor Víctor Campos Arillo, Director del Área de Neurociencias de los hospitales Vithas Parque San Antonio y Vithas Xanit Internacional pertenecientes al grupo sanitario Vithas, el cual cuenta en España con 19 hospitales y 27 centros médicos, afirma que la Enfermedad de Párkinson «es el trastorno neurodegenerativo más común después de la degeneración macular y de la Enfermedad de Alzheimer. Afecta, con independencia de la raza del sujeto, de 31 a 200 personas por cada 100.000 habitantes por encima de 60 años, con una incidencia de 20 casos nuevos por cada 100.000 habitantes y año, que se incrementa con la edad».

Temblores, rigidez y lentitud de movimientos, principales síntomas

En cuanto a los principales indicadores o síntomas de esta patología, los pacientes presentan un grupo común y que el doctor Campos expone a continuación.

«Los síntomas de la Enfermedad de Párkinson aparecen por la muerte progresiva de unas neuronas localizadas en la profundidad del cerebro (ganglios basales). En la mitad de los pacientes, los síntomas con los que se inicia son rigidez y lentitud en la realización de movimientos voluntarios; en el otro 50% suele ser temblor, pero no el temblor habitual, sino uno muy concreto y característico: el temblor de ´reposo´. Este último síntoma hace que personas con otras enfermedades que producen temblor (muchísimo más frecuentes que la Enfermedad de Párkinson) consulten pensando en que la tienen al igual que ocurre con los trastornos de memoria y la Enfermedad de Alzheimer. Con la evolución de la patología y los tratamientos instaurados aparecen cambios en la situación motora inicialmente bien corregida (complicaciones motoras) y síntomas de otro tipo (cognitivos, conductuales, de la estabilidad, vegetativos, etc) que hacen que, a largo plazo, se conviertan en problemas complejos y de difícil manejo, con una importante carga emocional, económica e incluso física, sobre el paciente y sus cuidadores».

Mucho por hacer en cuanto a la prevención y la elección de un correcto tratamiento

Actualmente no se dispone de tratamientos neuroprotectores así que, como sucede con otras enfermedades neurodegenerativas, las principales recomendaciones van encaminadas hacia un estilo de vida sano que incluya una dieta mediterránea, ejercicio físico y control de factores de riesgo cardiovascular (evitar alcohol, tabaco, controlar la tensión arterial, azúcar, colesterol…). De igual forma, la detección temprana se antoja clave para una mejor evolución de la enfermedad.

En cuanto a la elección del tratamiento más adecuado, el Dr. José Antonio Sánchez García, neurólogo del Hospital Vithas Parque San Antonio, deja claro que, hoy por hoy, la cura de la enfermedad no es una realidad. «Lamentablemente, no disponemos de cura para la enfermedad y los tratamientos actuales no consisten en detener la enfermedad, sino en disminuir los síntomas; este aspecto nos permite, por lo menos, aportar una gran calidad de vida a nuestros pacientes durante muchos años. Si hablamos de tratamientos farmacológicos, la levodopa es el fármaco más ‘eficaz’, sin embargo, la elección del tratamiento depende de la edad, la manifestación clínica que presente, el anteriormente citado estilo de vida y la preferencia individual de cada persona tras informarle de los beneficios y riesgos de cada uno de los fármacos».
 
El compromiso de Vithas: calidad asistencial acreditada, servicio personal y largo plazo

Vithas es el primer operador sanitario de capital 100% español y el segundo a nivel nacional. Cada año atiende a más de 5.000.000 pacientes en sus 19 hospitales y 27 centros médicos denominados Vithas Salud. Los 46 centros se encuentran distribuidos a lo largo de todo el territorio nacional y destacan los hospitales de Alicante, Almería, Benalmádena, Castellón, Granada, Las Palmas de Gran Canaria, Lleida, Madrid, Málaga, Sevilla, Tenerife, Vigo, Valencia y Vitoria-Gasteiz. Los 27 centros Vithas Salud se encuentran en Alicante, Almuñécar, Elche, El Ejido, Fuengirola, Granada, La Estrada, Las Palmas de Gran Canaria, Lleida, Madrid, Málaga, Marín, Nerja, Pontevedra, Rincón de la Victoria, Sanxenxo, Sevilla, Torre del Mar, Torremolinos, Vilagarcía, y Vitoria-Gasteiz.

Vithas cuenta con más de 300 puntos de extracción repartidos por toda España gracias a la red de laboratorios VithasLab y con una central de compras propia, PlazaSalud24, que como referente en el sector da servicio a más de 39 hospitales, 35 centros médicos y 20 clínicas dentales. Por último, Vithas mantiene actualmente un acuerdo estratégico en Baleares con la Red Asistencial Juaneda que dispone de 5 hospitales y una amplia red de centros médicos repartidos por toda la región.

La apuesta de Vithas por una asistencia sanitaria de calidad acreditada y un servicio personal va unida al firme apoyo y visión de largo plazo de los accionistas de Vithas: Goodgrower, quien controla un 80% del capital, y grupo ‘la Caixa’, con el 20% restante.

Con un modelo de crecimiento que se basa en la diversificación geográfica y la sostenibilidad, Vithas prevé seguir consolidando su presencia nacional tanto con la apertura de nuevos centros como mediante adquisiciones.

Añadir a TwitterAñadir a FacebookAñadir a Google Bookmarks